CRONO XXI

.::WITCHCURSE: “Still Evil”::.

  1. -I’m No Fool -Way Of Life -Heavy Metal Kamikaze** -Drinkers From Hell**
  2. -I’m No Fool -Way Of Life -Heavy Metal Kamikaze** -Drinkers From Hell**

Las canciones son iguales en ambos lados de la cinta.

 

Paul: Batería  Necro: Guitarra, Coros  Possessed: Bajo y Voz  Hyena: Guitarra (de sesión)

** Extraídas de su álbum “Heavy metal poison”, solo para la edición cassette. La formación es la misma salvo por la guitarra, que aquí está tocada por una tal Stinky.

La edición en vinilo es de War Productions ‎– WPV001, esta que se comenta es la versión cassette, editada en 2011 por el sello francés Infernö Records ‎– IR003MC

WITCHCURSE es una banda griega formada en 2.005 por gente que posiblemente estaba aprendiendo a escribir y a utilizar los cubiertos, cuando sus héroes ya ni siquiera estaban de moda. Reconozco que como punto de partida, cuentan con mi simpatía solo por el hecho de ir a la contra y no seguir el dictado de la moda. El caso es que por las fotos parecen  gente muy joven, tanto como lo eran los miembros de PRAYING MANTIS o SATAN cuando sus fotos ilustraban los primeros ejemplares de Kerrang!. lo cual en si mismo, no tiene nada de malo ni de bueno… o puede que sí, según se mire.

Me explico. Creo que cuando se escucha un disco un poco en serio, hay que valorar la situación, las condiciones y el entorno social en que se creó y se grabó. Por poner un ejemplo, no es justo valorar “Bestial Devastation” de SEPULTURA solamente por lo que es, si no que hay que tener en cuenta el cómo se hizo, los medios, las circunstancias y las referencias que tenían para crear canciones quienes lo hicieron. Si aplicamos la misma fórmula a “Still Evil”, nos encontramos a un grupo que ha visto pasar seis años desde que se formasen hasta llegar a este e.p. , durante los cuales ha tenido a su disposición una infinita variedad de referencias, grupos, discos y canciones donde “inspirarse”. En el mismo período de tiempo (seis años desde su formación) TANK habían grabado seis L.P. sin dejar de girar, TOKYO BLADE hicieron toda su carrera (5 L.P. e incontables maxisingles etc) y GRIM REAPER también liquidaron la suya, con un montón de discos a la espalda. Todo ello lo hicieron sin ningún espejo donde mirarse, inventando un nuevo estilo dentro del género, y  en un momento en el que ni de lejos se podía soñar con los equipos y estudios que existen a día de hoy. La conclusión que se saca después de escuchar “Still Evil“, es que si  WITCHCURSE hubiesen aparecido en 1979, no habrían pasado de aportar una canción a alguno de los incontables recopilatorios de la época. En fin, no quiero parecer borde, pero teniendo en cuenta que todo está inventado en el mundo del heavy metal (o precisamente por eso) creo que los (muchos) grupos que a día de hoy recrean el sonido N.W.o.B.H.M. deben dar el máximo de sí mismos e intentar compensar su  falta de originalidad con una técnica impecable.

Espero que se me entienda, WITCHCURSE en realidad es un grupo que me gusta, sus canciones me parecen de una calidad aceptable, están bien escritas, y correctamente ejecutadas y todo lo que se quiera, pero siendo generosos, están a la altura de bandas como SOLDIER, SCARAB, HAMMERHEAD y todos aquellos grupos de single. A día de hoy, con todos los recursos que hay y la inagotable cantidad de sitios donde coger referencias, creo que una banda en esta línea debería, como mínimo, bajar el pistón y no presentarse en las entrevistas como la reserva del auténtico heavy metal. Nunca entenderé a este tipo de grupos que amenazan con matar a todos los “posers” y gaymetal, como dicen en su infame videoclip, (me gustaría conocer la opinión de Rob Halford, que les parecerá un personaje prescindible, supongo) cuando ellos parecen pura pose desde que amanece hasta que se pone el sol.

Resumiendo, “Still Evil” es un disco que se disfruta, no lo negaré. Pero me gustaba muchísimo más cuando solamente lo oía, que cuando decidí escucharlo.