HEMEROTECA

Para mí, ha sido una noticia no por esperada menos desagradable.  Reconozco que hace por lo menos veinte años que no la compraba, pero son tantos los recuerdos que tengo asociados a esa revista que el asunto me ha dejado un poco triste. En fin, todo parece indicar que la HEAVY ROCK está a punto de desaparecer del mapa si no lo ha hecho ya. ¿El motivo? Pues el mismo que lamentablemente terminará arrastrando a muchas otras publicaciones y que hace tiempo ya, acabó con la práctica totalidad de las tiendas de discos: no hay dinero para gastar en música y el que hay no se gastará mientras se pueda coger gratis.

La primera HEAVY ROCK que recuerdo, comprada años después

La ecuación no puede ser más sencilla. No se venden discos, no se contrata publicidad, desaparece la prensa. Todo esto de la pasión del rock es muy bonito, pero… hay que comer todos los días y en esas condiciones ninguna empresa puede funcionar. La editorial MC, que tenía la cabecera de HEAVY ROCK desde mediados de los 80, tampoco.  En fin, dejémonos de llorar por una muerte anunciada y, como es costumbre en esta página, volvamos la vista atrás a echar un vistazo a una revista que ya estaba allí casi cuando empezamos en esto.

 SAXON fueron los escogidos para ilustrar la portada del primer número de la revista HEAVY ROCK.  Se colgó en los escaparates de los kioscos en septiembre de 1983, si los cálculos no me fallan, y la verdad es que  no recuerdo haberla visto cuando apareció. Me enteré al mes siguiente, en el segundo número (que traía a Armando de Castro en portada) del nacimiento de aquella revista, pero tuve que esperar a la séptima entrega para poder comprarla. Si mal no recuerdo estaba ahorrando para comprar “Metalmorfosis”, y si soltaba las doscientas pesetas (1,2€) por la revista, no había cinta.

La verdad es que en su día fue una sorpresa ver una publicación así a la venta, con aquel  nombre tan directo y definitivo, y aunque no tardó demasiado tiempo en hacerse un hueco en la ‘familia’ hasta convertirse en algo habitual, hubo un camino que andar hasta llegar a ese punto.   El personaje principal en dicha senda fue, como sabes sobradamente,  el locutor andaluz Vicente “Mariskal” Romero.

Mariskal Romero es un pionero de la radio rock en España, quizá el primer disjockey merecedor de tal nombre. Su programa “Musicolandia” emitido en los

El Mariskal hace unos años…

 primeros setenta a través de Radio Centro en Madrid, le hizo enormemente popular en el mundo de la radio, lo que aprovechó para poner  en marcha la mítica sala M&M en el Madrid de 1972. Algo después, a mediados de los setenta, puso en antena “Mariskal Romero Show”, otro  mítico espacio, emitido ya en FM, que le sirvió para conseguir contratos en salas de fiestas y festivales como disjockey, actuando como un grupo más  e incluso editando discos a la usanza de los locutores americanos.  En 1975 se editó “Black Feeling” , un recopilatorio de música negra, gracias a un contrato conseguido con la compañía ZAFIRO, la cual formaba parte de un entramado indescifrable de empresas que incluían nombres como Ariola o RCA,  y en el que no se sabía cuál había sido el primero o quien dependía de quien. Acostumbrado como estaba a plantarle cara a la vida, y con una sólida red de contactos como aval, pasado un tiempo Romero propuso a ZAFIRO la creación de una nueva compañía que aglutinase a una serie de grupos que estaban creando rock en un país que se dirigía imparable hacia un nuevo horizonte. De esa manera nació Chapa Discos, con ASFALTO, CUCHARADA o ÑU entre otros, allanando el camino a lo que vendría después. Todos sabemos lo que ocurrió con BARON ROJO primero y poco después con OBUS. En 1983, el heavy metal era abrazado por una juventud que encontraba en él las respuestas que nadie más sabía darle.

En fin, era perfectamente previsible que alguien como Vicente ‘Mariskal’ Romero , con presencia en la radio, en la promoción de conciertos y en la producción de discos, aprovechase la inercia de los tiempos y pusiese los pies en el que yo creo que era único charco que le quedaba por pisar. De esta manera, a imagen y semejanza, de lo que ocurrió en Inglaterra con SOUNDS y KERRANG, HEAVY ROCK nació ligada al 100% a la POPULAR1.

Algunas portadas de POPULAR1 en 1983. Está claro qué tipo de música era el qeu arrasaba.

Desde Barcelona, POPULAR1 dirigida por Martín J.L. se había volcado más que notablemente hacia el rock duro.  En honora la verdad, hay que decir que no era la única. Estaban también  ROCK ESPEZIAL  heredera de la legendaria VIBRACIONES, la cual había perdido el norte por completo. Es cierto que la R.E. tuvo en su primera época un intento de acercamiento al heavy metal, pero lo hizo de una forma tan chusca y oportunista que no pasó de la anécdota. Bien es cierto que sus monográficos, publicados bajo el nombre DISCO EXPRES (repitiendo el nombre del legendario periódico) eran muy buenos y riguorosos pero la cabecera fue un despropósito con aquellas entregas de posters y pegatinas que quizá recuerdes. Al final la POPULAR1 con sus diez años de camino recorrido y una apuesta seria por el asunto, apadrinó por así decirlo el nacimiento del nuevo proyecto.

Prensa rockera en el 83

En  la castiza Plaza de la Encarnación, situada en el entorno de la Plaza de Oriente, se situaba la primera redacción de la nueva revista. Aunque todo el asunto legal dependía de Barcelona, la plantilla de colaboradores era independiente en cada caso. De hecho, creo que los únicos que lo hacían eran Mariano “Discocross” García y Richard González, quien venía a ser el corresponsal en Londres para ambas revistas. El resto de colaboradores en POPULAR1 no participaban en HEAVY ROCK, si no que la nueva revista nacía con firmas nuevas: Andrés Vogel, Tato Puerto o Javier González eran algunas de ellas.

Como ocurre en la mayor parte de las revistas, esta era una plantilla muy… dinámica. Tanto era así que cambiaba prácticamente cada mes, aunque había firmas habituales como las de Marta Escotet o Susana Mendo, especializadas en entrevistas, que estuvieron desde el principio y durante muchos años y otras como las de Pedro Giner o Rafa Basa que llegaron algo después de los primeros tiempos y siguieron durante el resto de la década y más allá, haciendo (dicho sea de paso) un más que notable trabajo, aunque al bueno de Giner, que era de lo mejorcito que allí escribía, le perseguirán de por vida alguna de sus reseñas. Era muy bueno escribiendo y acertó casis siempre, pero no en el caso de METALLICA.

HEMEROTECA-HEAVY-ROCK-04

Sin embargo, el lado positivo  no ha sido lo que nos ha quedado en el recuerdo precisamente.  Digo esto porque del mismo modo que había gente entregada y que hacía su trabajo de la mejor manera posible,  también había quien no había sido llamado por el camino del periodismo. ¡Qué digo periodismo! Digámoslo claro: hubo una buena parte de lo que se publicó  en los primeros años de  esa revista, que era una basura de proporciones faraónicas. De acuerdo, podemos hablar del respeto debido y todo lo que queráis, pero también cabe preguntarse dónde estaba el respeto de algunos (insisto: ALGUNOS) de los que escribían allí hacia los que leíamos aquella sarta de sandeces y pagábamos por ello.

El papel que jugaron determinados articulistas fue penoso, lamentable, ridículo y digno de pasar por  los juzgados. Admito que no eran periodistas profesionales, pero alguien debió esforzarse para que cosas como esta no vieran la luz en esas condiciones (coge aire para leer porque no hay ni una coma):

“Snoopy de pronto se encuentra con otra movida. Una movida tan guarra que casi lloro al escribirla y es que de pronto le dan un toque con que debe un taco de pasta de los teclados que utiliza para currar y que paga ya o se lo quitan y tíos el rollo es el rollo pero si a una chica de la calle le quitan su maravillosa rajita ¿que hace? pues lo mismo le pasó a Snoopy”

Así se relataba EL PIRATA, una de las cabezas más visibles de la revista, la caída del teclista Snoopy de la formación de BANZAI, y así se planteaban muchas de las editoriales, artículos y entrevistas que, aun siendo las menos,  pesan como una losa en la memoria de quienes leíamos aquello y no sacábamos nada en claro.

En cuanto a la fotografía, se utilizó una combinación entre color y blanco y negro hasta casi 1988, momento en el que la revista se publicó ya a todo color. Más o menos era lo que venían haciendo todas, dentro y fuera de España. Al igual que ocurría con los redactores, la ‘plantilla’ era muy volátil aunque había algunos nombres fijos y bien interesantes, como el de Estanis Núñez, Gloria Rogers o el pintoresco Mario Scasso y por supuesto J.L. Martin. En muchas ocasiones, eran los propios redactores los encargados de desarrollar el apartado gráfico, lo que solía ocurrir sobre todo en los artículos  que se escribían desde fuera de España.

Aunque lo más interesante eran las entrevistas y las reseñas, había una serie de secciones fijas, a las que el morbo convertía  en lo más jugoso de la publicación.

Las EDITORIALES, en su mayor parte parecían panfletos de la Liga Comunista Revolucionaria, instando a los heavies a alzar la voz en contra de no se sabe muy bien qué represión, con un argumentario que duró lustros:

 Los heavies estamos marginados.  A partir de ahí a quejarse tocan. Lo único que aliviaba la hostilidad ue el mundo tenía para con nosotros era la edición de alguna nueva banda en Chapa Discos. Cuando esto ocurría, los cantos a la esperanza eran el centro del mensaje.

Por seguir el orden aproximado que tenían las secciones fijas, nos encontrábamos con la de COMUNICACIÓN,  una sección destinada principalmente.. ¡al intercambio de cintas! ¡¡Inaudito!!. Sin el menor asomo de sonrojo, después de haber puesto editoriales en sentido contrario, allí se trapicheaba con grabaciones de discos de importación principalmente. No tengo nada en contra, de hecho algún tiempo después yo era cliente de alguno de ellos, pero me llama la atención verlo ahora…

MOGOLLON. Típica sección de breves, que toda revista que se precie  tiene  entre sus páginas. A33, una sección de reseñas como las de toda la vida de Dios. En este sentido hubo una en los primeros años que era muy original e interesante. Bajo el nombre  MIS DISCOS TOTALES, cada mes un músico determinado comentaba algunos de los discos que más le gustaban , era  interesante leer la opinión de gente como José Antonio Manzano o Albert Pont sobre discos como “Heaven & Hell”, “Fair Warning y tantos otros de los que, al no ser actualidad, no teníamos la menor referencia.

La HEAVY ROCK adelantándose al tiempo. Ya hablaba de canon digital en 1985!!

La HEAVY ROCK adelantándose al tiempo. Ya hablaba de canon digital en 1985!!

Por último había dos que eran de mucha risa, una adrede y otra sin querer. MASA GRIS era una especie de cuestionario chorra, del que me limito a poner un ejemplo. Com0 dice el refrán, una imagen vale por mil palabras.

MASA GRIS.La sección más delirante de la revista.

MASA GRIS.La sección más delirante de la revista.

Luego estaba  “Tu mismo”, que se suponía que no era de risa, pero era la más graciosa de todas. Con la mano en el corazón, aquellas páginas tenían algunos de los textos más delirantes y bizarros que un boli Bic  haya sido capaz de perpetrar. Que había mucho sentimiento adolescente y mucha rabia contenida es un hecho, pero  entre caballeros de metal buscando a su dama e hijos bastardos del mismísimo Satanás escribiendo desde su cueva, aquello parecía una carrera de fondo a ver quien amontonaba el mayor cúmulo de despropósitos posible.  Como no, un servidor tuvo su particular experiencia personal que me gustaría contar ahora, (espero no haberlo hecho ya en algún mensaje) y que en su día me dejó pilladísimo. Sería alrededor del 86 cuando montamos un grupo otros dos colegas y yo con el que intentábamos emular a nuestros ídolos LEÑO y BARRICADA. No pasamos de tocar una docena de veces en cuatro garitos pero lo pasamos muy bien. Bien, pues un buen día me dio por escribir a la revista incluyendo en la carta la letra de una de las canciones de aquel grupo, la cual  hablaba de la vida en la ciudad (la ciudad era Gijón). Cuál sería mi sorpresa cuando pasado el tiempo, Adolfo, un colega que escribe a veces por aquí, me llegó con una cinta de un programa del Pirata donde se presentaba el disco de una banda de Toledo llamada SUBTERRANEO. El disco se llamaba “Toledo”, y esa era la canción principal, y la que pusieron en el programa. La sorpresa fue mayúscula al oir que la letra que cantaban era, con puntos y comas la que yo había escrito en mi carta a Tu mismo”, pero cambiando Gijon por Toledo. ¡Tócate los huevos! . Por supuesto la canción era muchísimo mejor que la nuestra, (aparece en el recopilatorio “Destrozando el olvido” por cierto), pero así con todo el rebote que me pillé me duró días. Que cosas!.

En fin, a lo que íbamos. Otra sección bastante popular fue NUEVOS HÉROES, antes conocida como LISTOS PARA MATAR y también NUEVOS CARETOS. Como habrás podido suponer este apartado intentaba descubrir nuevos talentos, presentando a tal o cual banda. No hubo muchas que llegaran a ser conocidas, pero bueno, la idea estaba bien. Así de memoria, en esa sección aparecieron EXODO, LOS SUAVES, OSIRIS, ULTIMOS DE CUBA o BADANA.

En HEROES DE LA GITARRA, cada mes dedicaban una  o dos páginas a un guitarrista concreto, con una pequeña biografía y fotos. Normalmente eran  guitarristas españoles, aunque no siempre.  Por allí pasaron Carlos de Castro, Rosendo MercadoAlbert Pont mezclados con Bernie Torme, Frank Marino, Peter Frampton o el mismísimo Ritchie Blackmore. La influencia de la vieja escuela se dejaba notar.  Y en fin, DIARIO DE ROCK AND ROLL, LOS 20 DUROS,DESCARGAS  y muchos otros apartados, dieron vida a una publicación que a pesar de que no resistía ni diez segundos la comparación con otras de la época como ENFER (de la que copió alguna que otra entrevista) o mucho menos KERRANG, nos sirvió para conocer algunas bandas, reafirmarnos en nuestra condición de metaleros y pasar algunos ratos muy buenos. Supongo que si el video mató a la estrella de la radio, la red y la crisis es lo que ha terminado con la HEAVY ROCK. Pedro Giner, Esther Vela, Mariskal,  Mario Scasso, Maria Escotet,  Pirata, Rafa Basa, Jeff Banshe, Paganini y tantos otros que harían esto interminable, a vuestra salud!.

Miguel.Asturias

Si te gustó este artículo puedes probar con este otro: