CRONOLOGIA

.::THIN LIZZY: “Thunder & Lightning”::.

Cara A: 1.Thunder and Lightning   2.This Is the One   3.The Sun Goes Down   4.The Holy War

Cara B: 1.Cold Sweat   2.Someday She Is Going to Hit Back   3.Baby Please Don’t Go   4.Bad Habits  5.Heart Attack

Phil Lynott – bajo, voz Brian Downey – batería.  Darren Wharton – teclado Scott Gorham – guitarra John Sykes – guitarra Chris Ludwinski y Andrew Warwick – Ingenieros de sonido   Bob Elsdale – Fotos Chris Tsangarides–  Productor e ingeniero Andrew Prewett – Portada

 

ESTE ARTICULO SE COMPLETA CON UN DOSSIER DE PRENSA RELACIONADO CON LA BANDA, ESTE DISCO Y EL PERÍODO QUE LLEVÓ A SU SEPARACION. LA FORMA DE CONSEGUIRLO Y SU CONTENIDO, ESTÁN RESEÑADOS AL FINAL DEL TEXTO.

 

Creo que esta vez voy a ahorrarme todo lo que tenga que ver con datos técnicos, con lo que hicieron o dejaron de hacer en las giras y festivales y con toda esa serie de cosas de las que ya se habla en mil páginas, y además mucho mejor de lo que yo podría hacerlo. Reconozco que todo lo relacionado con estudios, equipos, directos, promoción etc. es algo que me puede, pero este álbum tiene un poso que invita a lanzar la mirada más allá de lo que es una simple colección de canciones, para descubrir el grito de alguien que pide ayuda. Vaya por delante que “Thunder & Lightning” me parece un magnífico trabajo que escucho con frecuencia y del que disfruto cada vez que lo hago, pero lo cierto es que a duras penas me parece un disco de THIN LIZZY.

John Sykes cuando todavía era un tigre del pantano.

Esto se debe fundamentalmente a dos razones: una es el sonido y, más importante, la sensación que deja al escucharlo. Desde sus primeros días hasta 1983, THIN LIZZY habían orbitado alrededor del hard rock, sin llegar a centrar su sonido en él. Con “Thunder & lightning” sin embargo, lo que hicieron fue mirar directamente a los ojos al heavy metal. A veces pienso que “la culpa” fue de John Sykes, pero de pronto recuerdo “Renegade”, su álbum de 1981 donde aún tocaba Snowy White, y entonces ya no lo tengo tan claro… pero vayamos poco a poco.

Esta banda, al contrario de lo que sucedía con VAN HALEN, SCORPIONS, KISS, JUDAS PRIEST y tantas otras que también venían de la década anterior, parecía encontrarse en un cruce de caminos sin saber muy bien hacia dónde tirar. Mientras los citados grupos se habían reinventado y enfilaban los ochenta con inmejorables expectativas, los irlandeses no terminaban de encontrar su sitio. Les ocurría un poco lo que a U.F.O. o BLACK SABBATH, bandas con las que compartían el hecho de haber perdido a miembros fundamentales para su sonido (Michael Schenker en el caso de U.F.O., Ozzy y Ronnie Dio en el de BLACK SABBATH ). Además estaba el asunto de las drogas, algo que a THIN LIZZY (concretamente a Lynnot y Gorham) les estaba pasando factura al mermar sus facultades físicas de una forma más que preocupante, pero eso forma parte de otra historia.

En lo estrictamente musical, el problema estribó en que ese giro hacia el heavy metal no terminó de convencer a los seguidores de toda la vida, pero tampoco sirvió al grupo para ganar legiones de nuevos supporters (como Phil llamaba a sus fans), habida cuenta de los discos de heavy metal que se publicaban en 1983. El metalhead medio, se encontraba con la disyuntiva de elegir entre “Balls To The Wall”, “Piece of Mind”, “Holy Diver”, “No Parole from Rock N’ Rol”, “Bark at the Moon”, “Pyromania” y un par de docenas de obras maestras más, y comprensiblemente, LIZZY no estaba en las primeras opciones. Los resultados comerciales por lo tanto, fueron bastante discretos para “Thunder & Lightning” y el disco, siendo un magnífico trabajo, no es el que tiene mejor recuerdo para la mayoría.

Antes mencionaba a John Sykes como responsable en parte del acercamiento al heavy metal por parte de THIN LIZZY. Supongo que ya conocerás al personaje, pero por si acaso recordemos que fue el sustituto de Snowy White quien abandonó THIN LIZZY tras la gira de “Renegade” dejando como único guitarrista a Scott Gorham. Sykes estaba por aquel entonces formando parte de TYGERS OF PAN TANG, una de los incontables bandas que bajo las siglas N.W.o.B.H.M. estaban haciendo sudar tinta a los grandes grupos británicos. La jugada de poner en nómina a un talento tan desbordante como desconocido, copiaba un poco la que Dio y Ozzy Osbourne habían trazado contratando a Vivian Campbell y Randy RhoadsJake E. Lee respectivamente. La diferencia estaba en que estos partían prácticamente de cero, es decir, daban pie a la creación del grupo, mientras que John Sykes aterrizaba en una banda de muy larga trayectoria, con once discos en su haber, y su aportación se comió literalmente al clásico.

Ensayando para su gira de 1983.

Cuesta mucho trabajo encontrar las melodías, o los fraseos de guitarras dobladas que eran seña de identidad del grupo en sus anteriores trabajos. A cambio tenemos eso sí, un auténtico aluvión de solos de guitarra que llegan a atosigar al oyente y hacen dudar de la presencia de Scott Gorham. El empaque de Brian Downey detrás de la batería, tampoco es el de anteriores entregas. Parece que viniera a cumplir sin más, entregando un trabajo demasiado plano en comparación con lo que siempre había hecho. Esto inevitablemente también resta presencia al bajo de Phil Lynnot y en consecuencia, la legendaria sección rítmica de antaño que afinaba medio tono más bajo que el resto para ser la base perfecta de las “twin guitars”, era cosa del pasado. El único que sale bien parado, aparte de John Sykes es Darren Wharton, convertido ya en miembro de pleno derecho.

En cuanto a la sensación que deja al oírlo, decir que viene apoyándose en una producción, la de Chris Tsangarides, pastosa y sin apenas brillo que por sí misma resulta melancólica, pero que lo es más aun cuando como en este caso, tiene como base a una banda, o mejor dicho un escritor, que está pasando por una etapa muy oscura en su vida, como era el caso.

Lejos quedan las melodías radiantes, en ocasiones incluso demasiado nimias, que contagiaban de buenas vibraciones: “Cowboy Song”, “The boys are back in town” o “Dancing in the moonlight” habían dejado paso a una serie de temas mucho menos amables que desprendían sensaciones muy diferentes a las de antaño. El estilo de vida de Lynnot (autor principal) había degenerado hasta un punto insostenible y a esas alturas se encontraba completamente enganchado a la heroína y abandonado por su mujer e hijas. Es cierto que su creatividad no mermó para nada, pero sí se aprecia ese cambio sustancial en la dirección de las canciones.

Nunca sabremos qué hubiese ocurrido con THIN LIZZY de no haberse separado. Todo indicaba que las cosas acabarían como lo hicieron, pero por otra parte, su nueva orientación en lo musical daba pie especular con un futuro que, podría tener mayor o menor aceptación, pero  era factible. El encaje de la banda dentro del nuevo panorama podría haber funcionado, al igual que funcionó el de unos SCORPIONS que con la nueva década abandonaron sus tintes progresivos y endurecieron sus canciones o KISS, quienes superados los primeros años de los 80’s, nos “regalaban” sus entregas más metalizadas en “Killers”, “Creatures of the night” etc ¿Por qué no habrías de funcionar los THIN LIZZY de Sykes?

En cualquier caso y especulaciones aparte, los hechos fueron muy poco románticos. La banda había contraído unas deudas inasumibles, y la única opción pasaba por hacer una gira de despedida en la que recaudar el suficiente dinero para que los miembros del grupo pudieran seguir sus respectivos caminos, libres de problemas con los bancos. Podríamos elucubrar con una posible reunión en unos años, como la que DEEP PURPLE puso de moda en el 85, pero la muerte de Lynnot cerro esa ventana… bueno, más o menos, ya sabes.

En resumen, si no conoces a THIN LIZZY vas a encontrarte con un disco muy bueno, muy intenso y muy oscuro pero que en modo alguno representa el sonido clásico de la banda y puede que no sea uno de los grandes trabajos de la banda, pero sí del heavy metal de los primeros años de la década. De eso no hay duda.

Miguel. Asturias

.::DOSSIER DE PRENSA “THUNDER & LIGHTNING”::.

Como decía al principio, se trata de una recopilación de material de prensa relacionado con THIN LIZZY y su álbum “Thunder & Lightning”, alargado hasta la desaparición del grupo. Para conseguirlo, como decía, basta con que escribas un mensaje en este blog hablando sobre la banda en general o sobre este disco en particular. Que impresión te causó cuando conociste al grupo, si pudiste verlo en directo etcétera

Recibirás el enlace y contraseña por correo una vez que hayas escrito el mensaje en este blog.

CONTENIDO:

– Reportaje biográfico y crónica de READING ’83 publicado en POPULAR1 Especial ESPA49. Trece páginas en español.

– Reportaje Reading 83 (despedida de THIN LIZZY) publicado en METAL ATTACK #1. Cinco páginas escritas en francés.

– Reportaje TYGERS OF PANG TANG publicado en POPULAR1 #115, en 1982. Dos páginas en español (más que nada como curiosidad)
– Artículo publicado en HEAVY ROCK #03, cuatro páginas escritas en español.

– Reportaje y entrevista publicados en ENFER MAGAZINE #6, cinco páginas escritas en francés.

– Artículo publicado en KERRANG #27, dos páginas escritas en inglés.

– Artículo y reseña disco publicados en KERRANG #34, cinco páginas escritas en inglés.

– Reportaje publicado en KERRANG #49, cinco páginas escritas en inglés.

– Reseña del álbum publicada en POPULAR1 #123, Septiembre de 1983. Una página en español.

.:: SI TE INTERESO ESTE ARTICULO, PUEDES ENCONTRAROTROS DE THIN LIZZY POR AQUI::.

Anuncios

18 pensamientos en “CRONOLOGIA

  1. Gracias por este nuevo post sobre los Lizzy, Miguel.
    Desde luego este ultimo disco es el mas heavy. A mi me encantan “This is the one” y la balada “The sun goes down”.
    La jugada de la gira de despedida les salió bien para vender entradas y saldar deudas. El ultimo concierto en tierras británicas fue en el festival de Reading. Lo sacaron al mercado en el ’92 bajo el nombre “Thin Lizzy – BBC Radio one live in concert”. Altamente recomendable para comprobar ese sonido mas pesado con Skyes.
    Salu2.
    Gorka.

    • Anda. por algún motivo se borró la respuesta ¿?. Gracias a ti por escribir. Nada, simplemente una pequeña reflexión sobre el nivel de derroche al que tuvo que llegar una banda después de trabajar durante toda una década de giras y discos como se hacían antes,para tener que llegar al extremo de malvender su nombre para poder empezar de cero. Talento les sobraba pero qué poca cabeza. Un abrazo.

  2. Como comentaba con el tema de SATD de Motley Crue, en la época del principio de los 80, estaba de moda que el sonido de los discos fuera grave con mucha reverberación. Este disco estaba grabado en los Power Plant Studios en su mayoría ( y en algún otro más) donde también recuerdo sonidos con otros grupos como Rock Godess, e incluso los catalanes Evo. Pero no se libraban gente tan dispar de ese sonido tan feo como The Smiths, Sade, Siouxie and the Banshees, FYC, The Lords of the New Church ,y hasta nuestros Duncan Dhu.

    Y en los estudios situados en frente en la misma calle, los míticos Battery, si nos fijamos, también tenían ese tipo de sonido tan poco alegre, el TNOTB de Iron Maiden, o incluso el Metalmorfosis de Baron Rojo.

    Era la tendencia en grabaciones de una época.
    Este es el último disco de estudio de TL, y tuvo algunas quejas. Algunas de las cuales son muy discutibles, escuchado el disco hoy en día.
    Se pasaron al Heavy Metal. Como todo grupo, tenían que evolucionar. El fichaje de un nuevo guitarrista como era John Sykes, tenía que llevar consigo que se le pegara al grupo una parte de su personalidad. Y así fue. Pero hay que decir que el disco está grabado por Gorham y Sykes a partes casi iguales, o incluso con más participación de Sykes.
    Se meten con Sykes, pero es quien les da vidilla a un grupo que no había tenido especial relevancia con los discos previos. El tema Cold Sweat creo que es uno de los mejores temas del Heavy de todos los tiempos. Lo tiene todo: velocidad, fuerza, estribillo no empalagoso, canción pegadiza. El solo para mí es uno de los mejores solos de guitarra en un tema de todos los tiempos.
    En los discos previos ya se notaba un endurecimiento de algunos temas. Por ejemplo con Hollywood, temazo un tanto olvidado, y que es puro Heavy Metal.
    Había críticas sobre el acercamiento al Heavy pero…Había teclados. Se incorporaba Darren Wharton. Pues es lo que le daba un toque más moderno, y que lo acercaba a la música de los tiempos. No sólo al Rock Duro, sino a lo que se estaba haciendo en todos los estilos en aquella época.
    En endurecimiento del grupo o no era algo que practicaron otros ex componentes. Gary Moore apostó por ir a por el grupo del Heavy Metal. Pero siempre se guardó la carta en su época Heavy de aproximarse a un público más general. Y con razón, porque era lo que consiguió que el Heavy Metal fuera un estilo mayoritario. Igual pasaba con Brian Robertson en su paso por Motorhead: produjo un disco más Heavy suavizado, él vestía ropas más de la época, había melodías (…). Muchas quejas, pero hasta los últimos años han estado tocando dos temas de ese Another Perfect Day.
    En definitiva, intentaron un cambio de imagen y sonido. No sé si no cuajaron a nivel popular (creo que no fue el motivo) o Lynott no quiso seguir por múltiples motivos: drogas, cansancio, no se veía por ese territorio. Sin embargo, al cabo de unos años puso en pie Grand Slam con Lawrence Archer, guitarrista muy en la onda de Sykes (y tristemente muy poco activo, porque podía haber dado más de sí, como atestigua su paso por UFO).

    De todos modos me guardo un comentario final para Sykes. Es de esos músicos que ha grabado varias obras maestras. Una, esta. Otra 1987 de Whitesnake. Y la Otra, el primer disco de Blue Murder. Y tristísimamente, nunca pudo disfrutar del reconocimiento en toda su valía. Con TL tuvo críticas, cuando era lo más espectacular del final de Lizzy. Con Whitesnake no disfrutó del éxito de 1987, y con Blue Murder no tuvo ninguna repercusión (de hecho le costó un montón poner en marcha el proyecto, recuerdo noticias del grupo casi con tres años de antelación a publicar el disco. Salió casi sin promoción. Encima un tío que era el compositor al 50% de uno de los discos más vendidos de Rock de aquella época…)

    • Hola Jesús. Pues sí, esa era la tendencia en aquella época, y debo decir que aunque no es mi favorita, al menos no ocurre como sucedería en años venideros, es decir, cuando en vez de ser grave y con rever, a alguien le dio por aumentar esa reverb y as u vez darle brillo. Lo que fue una característica del hair metal terminó con una colección de buenos discos que a dia de hoy da dentera oírlos (en mi opinión). El paso del tiempo les ha afectado muchísimo, cosa que no ocurre ocn los que mencionas (este incluido). Hombre, había terceras vías: AC/DC con Mutt Lange o JUDAS PRIEST con… Judas Priest, facturando discos cuyo sonido cuarenta años después sigue siendo insuperable.
      En cuanto a las “Quejas”, pues sí: nunca llueve a gusto de todo, aunque metalizarse como lo hicieron creo que no fue una maniobra acertada en ese momento, si no que debieron haber dado el paso al menos un par de años o tres antes. Creo que fue demasiado tarde, la banda estaba agotada y había una cantea que (como se demostró) venía para quedarse. Sykes aportó mucho al grupo… diría que demasiado. Quizá con un poco más de tiempo se hubiese empastado con Scott Gorham, como hicieron Brian Robertson, Snowy White y GaryMoore, quien sabe, pero es no lo sabremos nunca, porque harían falta nuevas canciones.
      Es una pena que John Sykes nunca llegase a disfrutar del enorme talento que tenía, a mi me recuerda en ese sentido a Graham Bonnet, una de las mejores voces de la historia, grabando con la élite de las guitarras y publicando algunos de los discos capitales del rock, y sin embargo, nunca llegó a donde merecía… cosas veredes.

  3. Una gran portada de alguien que busca su sitio al contrario de las avestruces. En la bio que ha sacado Es Pop ponen el disco a parir, que es lo mismo que no enterarse de nada. Si Chinatown es un disco de cabreo y camuflaje punk, este con sus rayos y truenos es como dices melancólico. Tanto como King Diamond en su personalidad barítona. Por eso les hace tanto tilín a los encandinavos, unas comadrejas en estos corrales.

    Gracias por el artículo y por el homenaje a Burton,
    Ezequiel

    • Hola Ezequiel. Muchas gracias por escribir. Vaya, debo decir que no estoy muy de acuerdo contigo en el tema de la portada. A mí me parece que no está ni de lejos a la altura de las que ilustraba Jim FitzPatrick, las clásicas vamos. También es cierto que el disco no pide motivos céticos exactamente, pero bueno… siempre hay un término medio. Al margen de este detalle, el disco, como a ti me parece uno de sus grandes trabajos. Tengo que buscar el libro que comentas.

  4. Había escuchado muchos covers de Thin Lizzy de parte de bandas de todas las épocas, pero jamás me había acercado a la banda. Incluso vi un par de veces un concierto con John Sykes que se grabó a principios de los 80, y honestamente más que de “los chicos de vuelta al pueblo” me quedo con obras como “Cold Sweat”.

    Pedazo de disco, ¡gracias Miguel!

    • Hola Sebas, bienvenido de nuevo. Parece que eres de los pocos (me refiero a quienes habéis escrito) que prefieren esta época de THIN LIZZY a la clásica. Supongo que será sobre todo por el trabajo que hace John Sykes, pero si es por la línea de las canciones, te recomiendo fervientemente que te detengas en su anterior trabajo “Renegade” aunque seguramente ya lo has hecho. Desde luego, Snowy White poco tiene que ver con Sykes, pero el espíritu del disco, es muy similar. Gracias por seguir ahí, un saludo.

  5. Saludos. ..tengo sentimientos encontrados con este gran disco de Lizzy y desgraciadamente el último…me explicó para mi esta banda es muy muy especial más un sentimiento que otra cosa y es que Philo es y sigue siendo muy muy grande …entonces en esa trilogía mítica y maravillosa ves a un Phil comiéndose el mundo …Joder ese comienzo en el disco de la rosa negra diciéndonos “hey you” a la cara …Esa fuerza en “jailbreak ” esa gozada llena de vitalidad en “dancing in the moonlight….eso no lo veo en este “Thunder”…Que es un pedazo de disco pero con mucho tono sombrío y con una voz muy apagada …ese último y durísimo tema es a lo que voy…..”heart attack” ….musicalmente tremendo. ..esas guitarras!! Pero me mata oir a ese Philo apagandose poco a poco y no soy pesimista ni mucho menos pero es que la fuerza y vitalidad y ganas de los primeros discos de Lizzy dejaron el pabellón muy alto y a pesar de que los descubrí muy tarde ese Phil te enamora y te agarra por las pelotas hablando claro ….te anima el peor de los días ….cosa que no me sucede en Thunder….si, ya se hay tralla y energía. …pero y es mi opinión personal hay un toque muy sombrío en ese disco por lo que estaba sucediendo con Phil y personalmente me parece un disco difícil de escuchar. …Esa melancolía en “the sun goes down…..me quedo con Phil comiéndose el mundo en “jailbreak ” …..Aún así discazo y un John Sykes descomunal. Saludos y gracias por este nuevo post sobre esta banda tan especial.

    • Hola Ghostface, gracias por tu aportación. Compañero, lo has clavado con la frase: “me mata oir a ese Philo apagándose poco a poco”. Es exactamente lo que intentaba decir en la reseña del disco, y me alegra saber que no era paranoia mía jajaja. Está claro que “T&L” un trabajo oscuro y triste, que suena a despedida, algo que no tardó en suceder. El talento seguía ahí pero había cambiado el carácter. Un poco lo que dicen que le sucedió a Francisco Goya, cuando entre la sordera y los problemas que atravesaba le llevaron a su Etapa Negra y pintó cuadros tenebrosos y siniestros que reflejaban aquel momento personal.
      Yo también me quedo con la luz que desprendía en sus buenos momentos, cuando las cosas no se habían torcido y desbordaba sensibilidad y buenas vibraciones. Me sumo a tu opinión sin embargo de que es un gran disco, claro que lo es, pero cerró una puerta que ya jamás se volvería a abrir.

  6. Totalmente de acuerdo, me encanta esta disco! Canciones “escondidas” como Holy war figuran entre mis preferidas de toda su discografia. A John Sykes esta claro que le falto tiempo para lleva acabo lo que hubiese podido ser la recuperación de los Lizzy. Cosa que perfectamente podria haber hecho. Solo hay que escuchar sus composiciones posteriores con Whitesnake. Los críticos de la época, por supuesto, no apreciaron el disco, ya que en esa época empezaba el talibanismo musical contra todo lo que oliera a esa nueva tendencia que estaba atrapando a millones de jóvenes: El Heavy Metal. Hace poco me leí una biografia que acaban de editar de Phil Lynott, donde detalla bastante bien sus últimos años. Me sorprendió mucho la larga agonia de mala salud, soledad, drogas y desengaños que tuvo al final de sus días. Algo muy triste para toda una presencia rockera con aura de indestructible como era el. Muy buena la comparación de Graham Bonnet con John Sykes, alguien de quien siempre he pensado que también que merecía una carrera mas solida. Pero bueno, se ve que al principio era un capulín de cuidado, y así le fue… SAUDOS!!!

    • Hola Víctor, muchas gracias por tu mensaje. Más que el “talibanismo musical” que desde luego existía, creo que había un salto generacional que sin ser muy grande resultaba insalvable. Quiero decir que esa diferencia de cuatro o cinco años de edad entre los amantes del hard rock que venían de los setenta y quienes acabábamos de llegar era suficiente para provocar el rechazo de los “vieja escuela” al cambio que atravesaba THIN LIZZY. Un ejemplo parecido lo vemos un poco después con la aparición del thrash metal, que volvió loca a mucha gente, pero suscitó rechazo frontal a los que poco antes abrazaban a DIO, ACEPT, IRON MAIDEN etc., o cuando el nü metal se puso de moda y algunas bandas, llamémoslas “clásicas” se acercaron a ese estilo.
      No leí el libro que mencionas… ¿de cual se trata? Hay otro comentario de un lector del blog hablando sobre eso también, supongo que será el mismo. En todo caso, la agonía y muerte de Phil Lynnot debió ser patética, aunque buscada por él y esperada por el resto de la humanidad, es decir, no olvidemos que este hombre era un yonki. Si su mujer le abandonó y no podía ver a sus hijas, quizá fue lo mejor para todos, desgraciadamente. Sobre el abandono por parte de sus “amigos, pues está claro que de amigos no tenían nada, pero es que es una historia repetida millones de veces con la gente que decide caminar por esa vía.
      En fin, quedémonos con el artista y olvidemos su lado oscuro. Al menos parece que a pesar de todo nunca tuvo una mala palabra o un mal gesto hacia sus fans, y eso le honra. Un saludo!!!

  7. Gran artículo. Yo conocí a Lizzy con Renegade, que siempre me ha parecido mejor de lo que comúnmente se dice; quizá cierta desidia interpretativa lastra unas compisiciones notabilísimas. Con respecto a la entrada Sykes, es evidente que tuvo una respuesta positiva, pero es muy cierto lo que dices acerca de la producción, muy plana y grumosa, sin brillo… Además, ataron en corto a Downey porque se supone que era lo que se llevaba (algo más firme y plano y no con swing, que es loq ue siempre tuvo Lizzy con él a la batería, un swing poco habitual) y creo que se equivocaron. Eso siendo un disco muy muy bueno… Pero la situación personal del grupo en general y de Lynott en particular era la que era… Aunque soy de los que piensa que la disolución posterior influyó muy negativamente en Phil, porque la gira de despedida fue mejor de lo que nadie del entorno del grupo pensaba y posiblemente de haber seguido juntos la decadencia de Lynott hubiese sido otra… (claro que dudo mucho que Sykes le hubiera dicho que no a Coverdale…)

    • Hola Juanmi. Muchas gracias por tu correo. Sin la menor duda, “Renegade” es un disco extraordinario, pero no es menos cierto que le pasó un poco lo que a este “Thunder & Lightning”, si bien no creo que se puedan comparar entre sí, debido principalmente a la presencia de Sykes en uno y Snowy White en otro, que los hace muy diferentes. Pero volviendo a T&L, parece que también estamos de acuerdo en el asunto dela batería. Para mí, Brian Downey es un magnifico músico y en este disco no luce para nada. Había unos baterías en los 70 que metían miedo: Frank Beard de ZZTOP, Andy Parker de UFO, por supuesto Ian Paice, Bill Ward… y el caso es que eran parte del grupo sin más… claro que con los grupos pasaba lo mismo, a disco por año (cuando no dos), giras interminables, trabajo, juergas… comparas la situación a la que hay hoy dia y entran ganas de morirse.
      Haces una interesante reflexión sobre la posibilidad de que LIZZY hubiese salido adelante porque la gira de despedida fue muy bien. La duda está en si dicho tour hubiese ido igual de bien de no haber sido anunciado como el último, claro que también podrían haberse anticipado a muchos de sus contemporáneos haciendo la gira de despedida que nunca termina. Ojalá hubiese sido así.

  8. Encantadísimo de volver a escribir y de que esto esté más vivo que nunca. Miguel, no dejes esa hiperactividad bloguera que te caracteriza !!

    No cabe duda de que “Thunder and lightning” no es el mejor disco de THIN LIZZY, pero tiene su qué, más que nada por ser el último de la banda, por poseer los riffs y solos de un JOHN SYKES desbocado y consciente que había dado el salto a una gran banda , aunque el disco no tuviera la repercusión merecida.

    A mi no me enganchó este disco a la primera, más bien lo contrario. Al escuchar “Thunder and lightning” (el tema) por primera vez pensé en que era un tema malísimo , parecia Motorhead !! (y a mi en ese momento los Motor no eran mi banda preferida precisamente !!!) aparte que no escuché
    la version en estudio sino la que aparece en el doble “Live life” que en su edición española suena a rayos.

    Con el tiempo he ido apreciándolo más y ya casi lo disfruto por entero pero siguen gustándome más los discos con SNOWY WHITE.

    Sin embargo SYKES sigue pareciéndome de los mejores guitarras que ha parido el hard rock británico, lástima del poco éxito de BLUE MURDER , grupo que hubiera podido jugar en la liga de MR. BIG por nombrar a una banda de la época que aún persiste, y con relativo éxito.

    Me reitero en mis felicitaciones Miguel por mantener vivo el blog.

    Un saludo desde Calella, patria del Calella Rockfest !!!

    • Hola de nuevo Oncle Glenn, es un placer tenerte por aquí de nuevo. Ya quisiera yo dedicar horas a esto (y a más historias) pero el tiempo es el que es…¡qué te voy a contar!. Parece que fuimos en dirección contraria con THIN LIZZY porque en mi caso este fue el primer disco, y concretamente, la canción que mencionas fue la primera que escuché y flipé en colores: toda aquella fuerza y velocidad estaba reservada como bien dices a bandas de alto voltaje y creí que esta sería una de ellas. Afortunadamente me equivoqué y pude descubrir un grupo único, eso sí con el paso del tiempo. Sobre John Sykes, me pregunto qué problema puede haber con él, que aguantó tan poco tiempo en todos los sitios por los que pasó ¿pedirá mucho dinero? ¿Será de personalidad difícil? No sé, es un poco raro… me pregunto a qué se dedicará ahora. En fin, gracias por seguir ahí y un fuerte abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s