Cronología

.::GARY MOORE:”Corridors of power”::.

– Don’t Take Me for a Loser – Always Gonna Love You – Wishing Well – Gonna Break My Heart Again – Falling in Love With You – End of the World – Rockin’ Every Night – Cold Hearted – I Can’t Wait Until Tomorrow

Gary Moore: Guitarra, voz Tom Eyre: Teclados Don Airey: Teclados Ian Paice: Batería Bobby Chouinard: Batería Neil Murray: Bajo Jeff Glixman: Productor Jack Bruce: Voces

ESTE ARTICULO SE COMPLETA CON UN DOSSIER CUYO CONTENIDO Y FORMA DE CONSEGUIR ESTA RESEÑADO ABAJO.

Paice, Murray, Sloman y Gary Moore. Supera eso Coverdale!!

Hace ya una temporada que Gary Moore se nos fue. La noticia, totalmente inesperada, me devolvió a la memoria momentos muy gratos que viví escuchando el fruto del talento de este músico, que si bien había abandonado la escena del rock duro muchos años atrás, seguía teniendo presencia en mi día a día gracias a sus trabajos de los ochentas.  Creo que va siendo hora de dedicarle un poco de mi – nuestro tiempo. Tarde, mal y nunca, lo reconozco, pero bueno, digamos que es una forma de romper con el tópico de que hay que esperar a que alguien se muera para hacerlo bueno, en esta ocasión lo hacemos después. En fin, “Corrridors of Power” fue el álbum que recuperaba la carrera que el guitarrista irlandés había iniciado como solista en 1978, y que se había visto interrumpida durante cinco años. Grabar bajo su nombre era algo que Gary perseguía desde hacía mucho tiempo y que por una u otra razón se le resistía. Es más, para poder ver este disco editado, aun tuvo que esperar   a verse libre de JET RECORDS, el sello propiedad de Don Arden, a la sazón, suegro de Ozzy Osbourne,  que había editado el debut de G-FORCE y estaba interesado en hundir a nuestro hombre para siempre, sólo Dios sabe por qué motivos. De hecho, aun le aguardaba alguna que otra sorpresa desagradable que aparecería con el paso del tiempo… en todo caso, al menos ahora había conseguido contrato con 10CC, una filial de VIRGIN que le prestó todo su apoyo. Tenía un nuevo sello, una nueva banda y otra oportunidad. La banda que consiguió reunir era difícilmente superable en aquel momento. En los teclados estaba Tom Eyre, a quien había conocido en su paso por la banda que acompañaba a Greg Lake (E. L. & P.) en su carrera en solitario. Tom, dicho sea de paso, estuvo en la banda el tiempo justo para el trabajo de estudio, ya que para la gira posterior  sería sustituido nada menos que por Don Airey, un tipo que parece tener el don de la ubicuidad, porque en aquellos años estaba en todas partes a la vez. De hecho ya participa como invitado en una de las canciones de este disco, “Falling in love with you“. Como bajista consiguió a uno de los grandes (si no el más grande). Neil Murray, que venía de prestar sus servicios en WHITESNAKE, hizo pareja en la base rítmica con un mito viviente, Ian Paice, dando lugar a un grupo que podría encajar de lleno en la saga PURPLE. El cómo consiguió traer para su banda a semejantes monstruos es ciertamente confuso, pero más o menos fue algo así. Todo empieza en el momento que Gary toca para el álbum solista de Cozy Powell titulado ‘Tilt’, donde también participaba Neil Murray. Este y Powell sabían que Paice estaba fuera de WHITESNAKE y Cozy dentro. Eran tiempos de cambio para la banda de David Coverdale, así que  propusieron a Gary Moore como guitarrista para WHITESNAKE, pero tras un par de audiciones, el plan no cuajó y de modo inesperado Murray también se vió despedido de WHITESNAKE, de manera que ambos (Neil y Moore) bastante quemados, se ponen en contacto con Ian Paice quien no duda en aceptar el reto dando lugar a la banda de la que hablamos.  Podríamos decir que esta formación nació del despecho haciendo más cierto que nunca aquello de no hay mal que por bien no venga.

John Sloman en acción

Gary Moore quiso centrarse en su papel de guitarrista y pensó en poner a un cantante al frente de su banda. En principio participó Charlie Hunn, quien se suponía que iba a ser también el guitarra rítmico. Charlie había formado parte del grupo de TED NUGENT, pero a la hora de grabar el álbum, la compañía puso como condición que fuese Gary el encargado de la voz, lo que Hunn no aceptó de buen grado regresando a Detroit y siendo sustituido por el ex- URIAH HEEP, John Sloman  quien no tuvo tantos remilgos y se convirtió en una especie de ‘chico para todo’ haciendo de teclista, gutarra rítmica, cantante y corista durante la gira.

Un vez rematada la formación, la banda pasa por dos estudios, el Air London y el Townhouse, con Jeff Glixman comandando el asunto, para grabar las nueve canciones que dan forma a ‘Corridors of Power’. En líneas generales es un disco que podemos definir como clásico, de esos que salen redondos y que son fruto de la experiencia, el talento y, por qué  no decirlo, estar en el momento justo y en el sitio apropiado. Recordemos que en 1982, las nuevas bandas británicas estaban arrasando con todo. SAXON, IRON MAIDEN o DEF LEPPARD empujaban muy fuerte, y grupos históricos como JUDAS PRIEST o BLACK SABBATH trabajaban muy duro para ponerse a la altura. Bien, pues la banda de Gary  jugaba la baza de la frescura y la novedad como nuevo grupo que era, pero a la vez con una solvencia y un bagaje que pocos grupos podían siquiera imaginar… insisto: Gary, Moore, Neil Murray, John Sloman, Ian Paicey Tom Eyre!! . Un dream-team en toda regla.

Nueve canciones , insisto, cuya intensidad y potencia no mermaba su fresucra y, por supuesto, hacían brillar el talento de sus autores . ‘Gonna break my heart again’, ‘Dont take me for a looser’, ‘End of the world’ (con Bobby Chournard en la batería y Jack Bruce haciendo voces) o la mítica ‘Rockin every night’ son algunas muestras de lo que intento decir y que en el improbable caso de que no lo hayas hecho ya, deberías hacerte el favor de escuchar. Hard rock muy de la época, perfectamente escrito y mejor ejecutado que hereda lo bueno de las bandas setenteras, como era el esmero y la limpieza, mezclado con la inmediatez y frescura de sus contemporáneos. Hay también una re visitación al pasado con la versión de ‘Wishing Well’ de FREE  que quizá sea el punto débil del álbum. Gary Moore no es precisamente Paul Rodgers y su forma de tocar es infinitamente más heavy de lo que era la de Paul Kossoff por lo que el resultado queda un tanto deslavazado. Personalmente me quedo con la que hizo BLACKFOOT. También es de destacar la notable presencia de lo que sería una constante a lo largo de la carrera de Moore. Los medios tiempos o ‘power ballads’, algo que al maestro irlandés se le daba especialmente bien.  En este debut encontramos nada menos que tres, con el mérito añadido de que cada una está enfocadas desde  un prisma diferente.

 

Always gonna love you” ,por empezar por alguna, podría definirse como la más clásica dentro del sub género. Entrada de piano, crescendo y estribillo lleno de sentimiento que hacen de ella un single potencial, como de hecho fue editada, mención aparte del video-clip, una verdadera maravilla dentro de su sencillez donde podemos verles las caras a alguno de nuestros héroes. No hacía falta ningún efecto, ni la dirección de Coppola para editar un video clip. Bastaba con una buena canción y cuatro músicos de la talla de los que allía aparecían para llenarlo todo.

algunos de los discos extraidos de “C.O..”

Falling in love with you” sin embargo está mucho más orientada al pop de consumo, ligero y sin complicaciones, en la línea Phil Collins, por ejemplo. De hecho, esta canción sirvió para un posterior experimento para el que contó con Steve Levine como productor (conocido como mentor de CULTURE CLUB, nada menos) y tras editarlo en 1983 como maxi single lo borró de su repertorio y nunca lo llegó a tocar en directo.  Por último, “I can’t wait until tomorrow” recupera el espíritu del medio tiempo convencional dentro del espectro hard rock, pero no por ello deja de ser menos sorprendente el gran porcentaje de este tipo de material, y sobre todo el hecho de que no se haga excesivo para el oyente.

El tour no fue especialmente extenso pero tuvo varios momentos reseñables. Uno de ellos fue la fecha de Reading donde apareció antes de haber editado el disco, recibiendo unas cr´íticas enormemente positivas, en parte debido a que su grupo incluía a verdaderos pesos pesados del rock inglés. También podemos mencionar las fechas que hizo en Japón durante Enero de 1983, en las que quedaron registrados los temas que luego dieron vida a su directo “Rockin’ every night”, y por último, su presencia en Brujas, en el Heavy Metal Sound de 1983. Por si no lo recuerdas, BARON ROJO cerraron el festival, lo que causó un gran alborozo en la prensa española como es lógico. El caso es que si lo hicieron fue porque el manager de Gary Moore se negó a que fuera el irlandés quien cerrase el festival ya que al día siguiente tenía una actuación en Alemania y no podría descansar en condiciones. Sin restar méritos a BARON ROJO, esos fueron los motivo, y no lo que se nos quiso vender…

Un disco en definitiva, que se convirtió en el primer paso de un camino que llegó hasta 1989 y que  bien merece la pena retomar  de vez en cuando. No te quepa duda de que volverás a leer sobre Gary en Metal80. Sin tardar mucho.

Miguel.Asturias

.::  SI TE GUSTO ESTE ARTÍCULO, ECHALE UN VISTAZO A ESTO::.

DOSSIER:

Se trata de una especie de fanzine recopilando entrevistas artículos y demás de la época, referidos a Gary y este disco. Está en pdf y subido en Megaupload. Pesa aproximadamente

PARA CONSEGUIRLO tienes que publicar un comentario ( no valen mensajes tipo sms) en este blog sobre Gary moore, este disco o cualquier otro, o si lo has visto en escena etc. Recibirás por correo la dirección y contraseña del dossier

CONTENIDO:
Entrevista y presentación publicada en Popular 1 nº 112, en Octubre de 1982. Cuatro páginas en español.

Entrevista Gary Moore y Ian Paice publicada en Popular 1 nº 116, en Febrero de 1983. Seis páginas en español.

Publicidad. Extraidas de Kerrang y Sounds Magazine. Anuncios de disco y gira. Tres páginas en inglés

Reseña y mini entrevista Festival de Brujas 1983. Publicado en ENFER MAGAZINE en junio de 1983. Una página en francés

POSTER publicado en Kerrang UK en Agosto de 1982

POSTER BIOGRAFICO de la serie Poster de Popular1. Publicado algún mes de 1983 Cinco páginas en español.

RESEÑA show Reading Festival 1983. Publicado por POPULAR1 ESPECIAL ESP A 42. 1983. Tres páginas en español

RESEÑA show Brujas 1983. Publicado por POPULAR1 ESPECIAL. 1983. Cuatro páginas en español.

Anuncios

26 pensamientos en “Cronología

  1. Hola Miguel:
    En primer lugar, agradecer el gran trabajo de documentación del disco. Espero ese dossier/fanzine. Cuando ojeo una revista vieja me gusta ver hasta los anuncios por la estética de la época y la nostalgia que produce leer “¡Novedad!” hablando de discos que llevas siglos escuchando.
    Es sólo mi opinión pero creo que la portada no hace justicia al interior del disco. Por correo privado te envío “mi propuesta”, te agradecería la añadieras al comentario.
    Gary Moore quedó demasiado empequeñecido en el montaje y las consecuencias del error se agravan en la edición cd. Creo que teniendo a esos tres personajes en tu banda hubiese sido más inteligente darles protagonismo en la carpeta, por ejemplo al estilo “Ready´an willing” de Whitesnake.
    En el comentario dices que esta banda podría encajar en la saga Purple. Por supuesto, teniendo en cuenta que, si no me falla la memoria, Ian Paice ha sido el único músico que ha estado en todos los discos del grupo y que Neil Murray es el referente al bajo de los Whitesnake ochenteros. Hablando de Deep Purple, Jon Lord se retira temporalmente tras habérsele diagnosticado un cáncer. Añado a tu artículo que en el 82 Barón Rojo editan “Volumen Brutal” y Kiss el “Creatures…” . Fue uno de esos años en el que todos parecen ponerse de acuerdo para sacar sus obras maestras, y veníamos del 80, de “Back in black”, “Heaven and hell…”. Compara sólo lo publicado entre ese inicio de la década y el 84 con lo que ha salido del 2000 al 2011 y tendrás parte de la respuesta a todo lo que está pasando.
    Mi primera toma de contacto con la música de Gary Moore fue con el “We want Moore!” en forma de casette grabada por el compañero de instituto. Es uno de los escasos ejemplos de gran guitarra que tampoco lo hace mal cantando, como su paisano Rory Gallagher. El acento irlandés acerca su timbre al de Phil Lynott. Arrancó de la escuela hard rock, en esta etapa de “Corridors…” o “Victims of future” hacía guiños al sonido más accesible, más permisible en la radio-fórmula, tuvo una etapa más agresiva en “Wild frontier”, por lo menos estéticamente, y no sorprendió su paso al blues más ortodoxo. Por cierto, Bob Daisley es el bajo en “Wild Frontier”, enlazando esta entrada con la del pirata de Ozzy/Randy Rhoads.
    Descanse en paz. Si me dan a elegir, morir durmiendo en un hotel de Málaga no parece la peor de las propuestas.

    • Hola VICTOR. No te preocupes por el dossier, si no te llegó ya, no tardará enhacerlo. Sobre la publicidad, no doubt, es lo mejor. Ver anuncios de ‘la gran novedad’ que es “Highway to hell” y la coletilla “en LP y cassette” al final delmismo, cuandomenos, te arranca una sonrisa.
      Tengo un álbum de ese asunto en el FACEBOOK. No sé si todo el mundo lo puede ver, o hay que ser amigos, o como demonios va esto, pero aprovecho a dejar la dirección por si a alguien le interesa:
      PUBLICIDAD ROCK

      Bueno, a lo que vamos. Eféctivamente, la portada de este disco es una rareza dentro de su discografía. Con la excepción de “Victims of the future” todas y cada una de las portadas de sus discos en la etapa hard rock viene ilustrada con una de sus fotos. No deja de tener su aquel, si piensas en que tenía la cara destrozada. Sobre la relación entre Gary Moore y la saga púrpura, pues no se queda ahí. Tiempo atrás, Tommy Aldridge y Jimmy Bain habían tocado con él (aparecen en sus dos discos en directo de 1981 “Dirty Fingers” y “Live at the Marquee”) y poco depsués también pondrían su nombre en los discos Craig Gruber o Glenn Hughes, de manera que Gary era por derecho propio ( y ajeno) un purpura al 100%. Otro asunto es que su música no pastaba en esos prados, lo que no deja de ser n mérito, ya que bien podría haberse aprovechado del asunto. Si BLACK SABBATH hacían “Smoke on the Water”, cualquier cosa era posible.
      Ya es que no me molesto en comparar lo que se publicó entre 1980 y 1985 con lo que se publicó desde 1990 hasta antes de ayer. Verdaderamente no hay color, claro que es lo mismo que te dirá qune tenga diez años más que nosotros sobre lo que se publicó después de 1979… a cada uno nos parece que “nuestra” época es la mejor, lo que no conozco es a nadie que haya crecido en los 70-80 que diga que los mejores discos de la historia se publicarona partir del 2000,aunque quizá hasta lo haya, quien sabe.
      Sobre la voz de GAry Moore, cuando sube me recuerda mucho a la de Glenn Hughes, hay un directod e THIN LIZZY en la BBC en el que canta una canción y tardé en convncerme que no era Glenn Hughes quien estaba al micrófono.

  2. Hola Miguel:
    Excelente recordatorio a la que creo que es la mejor etapa de Gary Moore. “Corridors of Power” siempre ha sido mi disco favorito de su carrera en solitario, de hecho cuando llegó a mis manos lo quemé, lo escuché hasta el absoluto aburrimiento. También me gustan otras obras de él pero este álbum es especial.Y por supuesto que es un disco de saga púrpura al 100%, el batería de Deep Purple y el bajista de los Whitesnake más clásicos, casi nada. Además tu post me ha animado a rescatar el viejo disco de la estanteria, que hacía no se cuanto que no escuchaba.
    Un saludo

    • Hola DAMUZZ. Comparto tu amor hacia este disco, que junto a todo lo que grabó hasta “Run for cover” (incluido) mantiene su puesto en mi particular ranking. Luego ya le perdería un poco la pista, pero hasta entonces, directos incluidos, era un editar joya tras joya. ¡Que portento!… recuerdo que en los pocos bares que había en Gijón donde pusieran música medio en condiciones, Gary Moore era un habitual junto a Dio y Helloween. Esos tres eran seguros. Me alegra infinitamente que hayas vuelto a escuchar este disco tras haber leido el post, casi que esa es la única intencióno del blog!. Cuidate.

  3. Discazo¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ end of the world es un temazzaazzzoooo¡¡¡¡ clàsico sonido ochentero (composiciones y arreglos tìpicos de la època, pero con buen gusto e inteligantes) este tipo tenìa una gran fuerza en sus manos, al momento lo percibes simplemente con el amplio vibrato que dominaba, no quiero salirme del tema pero yo sigo pensando en que el mejor momento en una grabaciòn de Gary fue en el cover de Roy Buchanan “the messiah will come again” que a mi manera de ver es de los momentos ùnicos en que la guitarra poseyò el alma de un guitarrista, (no me gusta la poesìa, que conste, pero es que este tema estremece)

    • Hola LIVINGWRECK, como te va?. Efectivamente, estamos ante un gran trabajo de cinco talentos puestos al servicio de la música. Una d elas grandes virtudes de gary Moore era que, además de hacer gala de una técnica veradderamente impresionante, su creatividad a la hora de escribir canciones estaba a la par de la citada técnica. El sonido de Gary tenía bases europeas, y bebía del hard rock clásico, pero no era ajeno a la corriente americana qeu brillaba especialmente en los estribillos. Pocas canciones ha escrito que no tuviesen un estribillo matador.. Sobre la fuerz que tenía en sus manos comparto contigo esa opinión al cine por cien. dabala impresión de que tuviese diez dedos en cada mano. Recuerdo hace mucho tiempo que vi un video d euna actuación suya en la que hacía un solo. Bien, tu estabas oyendo ochocientas mil notas por segundo, pero Gary apenas movía su mano izquierda sobre el mástil porque hacía todo el trabajo sobre cuatro o cinco trastes 8 o como lo llemas tú). No era el típico guitarra exageradamente visual que movía su mano por todo el mástil arriba y abajo, si no, como tú has dicho, basaba su técnica en la fuerza. Sobre la canción qu eccitas, debo confesar que el disco ene l que sale no es mi favorito. Quizá deba dedicarle un pcoo de tiempo en estas vacaciones. Me has dado una idea…

  4. Saludos.

    Este post me ha permitido oír por primera vez este disco. Lo más curioso es que compré el vinilo hace algunos años, en aquellos tiempos en los que te dejaban trabajar en este país; así que, ésta es la opinión de alguien que no está mediatizado por la “primera vez” de aquella época.

    Lo conseguí en vinilo edición española junto con “Victims of Future” y “Rockin’ Every Night” (creo recordar que a muy buen precio), y puse el “Live” por eso de “toma de contacto” y la verdad es que me decepcionó tanto que no escuché los otros ante la cantidad de material pendiente por escuchar. El principal responsable fue Mr. Sloman. Es el perfecto ejemplo que nos permite diferenciar un corista de un cantante. No es que Moore sea la quinta escencia, pero su voz es especial y tiene suficiente magnetismo para engancharte, cosa de la que carece por completo el atareado de John Sloman. También cabría destacar que el set list de dicho disco en directo es bastante desacertado.

    “Corridors of Power” es un álbum muy sólido, de muy agradable escucha y al que le puedes coger mucho cariño facilmente; así que puedo entender perfectamente que esté entre los preferidos de la época de cualquier rockero que haya tenido la gran suerte de oírlo por primera vez en el ’82. Por cierto, que mi “primera vez” y preferido es “Wild Frontiers”, su álbum más melódico al que no considero nada agresivo, si bien derrocha guitarreo a diestro y siniestro (supongo que a esto es a lo que se refiere el compañero Víctor PRAP’s).

    Me encanta la producción del mismo, a la altura de las publicaciones de la época. La base rítmica es caballo ganador y el virtuosismo está garantizado por el propio Moore. Sin embargo, el disco me parece algo descompensado: su cara A es magnífica, en cambio a la B le echas en falta algo. La elegancia y exquisitez de sus medios tiempos, herencia propia de su época en Thin Lizzy, nos brindan momentos inolvidables como “Always Gonna Love You”, tema que no había escuchado en mi vida y del cual no entiendo que nunca haya aparecido en alguno de los mil y un recopilatorios editados del irlandés (ni siquiera en el “Platinum” de 3CD!!). La cara B es más rockera y blusera, quizás con canciones no tan buenas, pero continúa con su nivel guitarrero por encima de la media; y, personalmente, es esto lo que hace que las diferencias no sean mayores. Me gustó la versión del “Wishing Well”, aunque debo reconocer que no conocía el tema; así que el “teórico shock” se ha minimizado, si es que ha existido.

    Me encanta su portada, pero como suele ser habitual, es en vinilo donde se aprecia en todo su esplendor. Un corredor hecho con partes de la guitarra eléctrica y Gary en pequeño. Justifico el tamaño del guitarrista para darle un toque más real al corredor; aunque si me hubiesen consultado hubiese adelantado a Gary hasta el puente izquierdo (para deleite del compañero Víctor PRAP’s) y colocado a Paice, Murray y Eyre bajo cada uno de los focos (para el propio del compañero Miguel.Asturias). Sin duda alguna, la elección del blanco y negro es perfecta.

    En resumen, un gran disco que celebro haber comprado y que me lo hayan hecho recordar. Gracias por vuestro tiempo.

    Lord Pink Flower.

    P.D. Supongo que el compañero Miguel.Asturias se refiere a 10Records como la filial de Virgin, y no a la banda inglesa de la cual también compré un recopilatorio en vinilo en aquellos tiempos en los que te dejaban trabajar en este país y aún no he oído en profundidad.

    • Hola LORD PINK. Me alegro de haber ayudado a recuperar uno dee sos trozos de pplástico redondo y negro. Misión cumplida. Vaya, coincido contigo cuando dices que no acertaste a leegir el disco en direco como primer paso entre los tres. “Rockin every night” fue un disco raro y un tanto apresurado. De esa misma época (aunque editado más tarde) hay aun el “Live at The Marquee” ( con Tomy Aldridge, conectando una vez más con la saga Púrpura) pero el disco en directo de Gary Moore por excelencia es “We want Moore”, por sonido, selección de canciones y por el momento de su edición. La voz de GAry Moore tiene un registro más que aceptable y en directo funcionaba de maravilla, no entiendo sus reticencias a la hora de usarla… en cualqeuir caso elhaber cedido fue un acierto en mi opinión, por cierto, un apunte. John Sloman fue considerado como posible cantante para BARON ROJO e su momento. Incluso grabó un par de cacniones en los Kingsway cuando estos estaban dadno vida a “Volumen Brutal”. Se plantea aquí un “what of?”. ¿Que hubiera sido de la carrera de BARON ROJO de haber sido Sloman su cantante?.
      No me encuentro entre los afortunados quee scuchó este disco en el 82, en el momento de salir, aunque no tardé demasiado en ponerme al día. Si mal no recuerdo mi primera vez en serio, comprando la cinta y todo, fue con “Run for cover”, un disco que seguramente será de tus favoritos atendiendo a su sonido.Además participan en él tres de los grandes bajistas de todos los tiempos (Phil Lynnot, Glen Hughes y Bob Dasley), lo que era un valor añadido para mí que andaba por entonces intentando aprender a tocar tan gris instrumento.
      Sobre la portada, pues efectivamente, resulta extraño la ausencia de los músicos, más teniendo en cuenta qeu en los carteles ( que son facilmente encontrables en la red), el nombre de Ian Paice era constante y a un tamaño poco menor que el del propio Gary Moore. Tampoco es de extrañar por otro lado que tratasen de explotar la presencia de ese mito. ¡Quien no lo hubiese hecho!.
      Efectivamente 10 Records es una filial de Virgin, supongo que la típica marca blanca para aliviar las cargas fiscales y todo ese tinglado… Gracias por seguir ahí.

  5. Hola Lord Pink:
    [Con su permiso, presidente de la Cámara, y por alusiones]. Coincido contigo en que la idea de la portada es buena, la ejecución una torpeza. Alguien podría pensar que estamos muy pesaditos con este tema, pero la situación era más o menos esta: tienes en el bolsillo las mil pelas que te acaban de caer de tus abuelos, estás en casa del colega leyendo el Discoplay y tienes que decidir. La información que tienes es mínima y ahí, delante, en la sección de “Novedades” o “Superventas”, la portada de “Iron Fist”, la de “The Number of the beast”, la de “Creatures…” de Kiss y la del “Screaming…” por citar sólo unas pocas. Lo siento, Gay Moore pasa directamente a la categoría de “Discos que me compraré el día que me sobre la pasta”, o lo que es lo mismo, nunca. Pon cara de mala leche, la guitarra en una mano y en la otra el puño cerrado, y ahí ya empezamos a hablar. “Wild frontier” fue un intento de abandonar ambigüedad y colocarse directamente en la sección de “Heavy”. Por cierto, he estado rastreando los Boletines Discoplay del 82/83 y no he visto nada de Gary Moore.
    Free era un grupo que sonaba en ocasiones como si todos acabaran de levantarse de cama, y ahí estaba el encanto. Dejaban atrás el blues pero miraban de lejos planteamientos más duros, como los de Led Zeppelin. El tema original tiene un precioso riff soldado por la sección rítmica, la guitarra de Paul Kossof deambula como su dueño se tambaleaba por la vida y la voz de Paul Rodgers será todo lo que quieras pero nunca estorba. En la versión de la Gary Moore Band veo increíblemente perdido a Ian Paice y demasiado “guitar hero” al propio Moore.
    Miguel:
    ¿Sloman en Barón Rojo?. Vale para la versión en inglés del “Volumen Brutal”, pero lo que molaba era hacer coros con aquello de “No puedo librarme de ver la televisión, me voy al cine o a alguna reunión,…”, salvo que el susodicho supiera castellano.

  6. Saludos Víctor PRAP’s
    Evidentemente, tienes toda la razón cuando comentas lo del Discoplay. De lo que no hay duda alguna, es que antes se escuchaba música y ahora se consume música. En nuestra época con las pocas pelas que te podías agenciar te daba para comprar un disco a lo sumo al mes, a no ser que te lo pillaras en cassette o la oferta de turno; en mi caso sólo funcionaban los mercadillos dominicales por la escasez de recursos o por la falta de material debido a la insularidad de Canarias. Te comprabas un disco por su portada (sobre todo en el Discoplay) y a ver si hay suerte; lo destripabas durante meses; te topabas con un vinilo con su portada gigante que a veces se abría, leías sus letras o te molestabas en traducirlas.
    Ahora se consume música: te topas con el último de Maiden (tan malo como extenso, por cierto) y te dura una semana como mucho (éste menos por lo que he comentado). Te lo compras al cabo de mucho tiempo, si te gusta demasiado; lo tienes más que oído, ya que te lo has bajado previamente de internet, y muchas veces, sólo lo colocas en la estantería para que la colección quede completa. Después a otra cosa que te faltan varios Gigas por oír.
    En aquellos tiempos en los que la música era modo de vida y vía de libertad, las portadas tenían su máximo poder y explendor (ahora sólo suelen dar la talla las de rock progresivo y alguna otra…) y, en el 99,9% de los casos, era reflejo de lo que te ibas a encontrar en el vinilo. Quizás la de “Corridors of Power” no llame mucho la atención sobre todo si se compara con las que comentas (Yo me hubiera comprado el “Creatures of the Night”, sin duda alguna), pero, personalmente, creo que puede dar a entender que su contenido no tiene nada que ver con ese matiz de fantasía que tenía el Heavy Metal. Una portada distinta en aquellos años es separarse de dicha corriente fantástica que no tenía la música de Moore, más “adulta” y “bluesera” si cabe.
    Gracias por vuestro tiempo.
    Lord Pink Flower

  7. Hola Miguel,
    Ufff!!! Que decirte de Corridors of… y sus medias melodicas baladas: la voz y punteo de Gary. Esta que se sale en este album. La banda ni que decir. Parece que el mundo purpura podia haber tocado a este gran maestro de la guitarra de los tres estilos (jazz-hard rock-blues). Paice, Murray fueron tambien grandes con Gary.

    Y lastima de Glenn Hugues en Run for Cover. Si hubiera estado… En esos momentos la salud de Glenn…. lo descartó para las giras. Neil Carter estuvo a una gran altura. Glenn consiguió recuperarse y al final esta consagrado como lo que siempre se ha esperado en Purple “The Voice of Rock” con el gran temazo This Time Around entre otros. Ya los Lps de Glenn des de el ‘92 hacia delante hacen de Glenn la voz del rock.

    Siguiendo con Corridors… para mi es de la discografia en estudio de Gary el mejor junto con la cúpisde del Victim of the Future y el Run for Cover. Una verdadera trilogia… a la cual añadiria en parte el Wild Frontiers, que en principio para mi fue su decadencia hard-roquera. Ya no decir el siguiente Lp After the war.. Su cambio de estilo con Still .. the blues.. revivió a Gary y lo puso en el pedestal. Fue el blues aunque es el hard-rock donde para mi domina.

    En Gary -como te comento- he escuchado tres estilos: Jazz-rock revolucionado (en Coliseum con Airey en un tandem frenetico y antagonico de guitarra y teclado) y como Gary Moore su hard-rock por los cuatro costados y despues su Blues…

    Quizas mucha gente lo recuerde como un blues-man con el tema Still god the blues… pero yo recuerdo su etapa roquera de los ’80, que es la que viví y de verdad ME IMPRESIONÓ.

    Un maestro de la guitarra en velocidad y melodia. Mucho sentimiento poniendo la voz al servicio de cada uno de sus temas. UN GRAN COMPOSITOR Y UN GRAN MAESTRO

    Para mi el mejor concierto al cual asistí la decada de los ‘80 fue el de Gary Moore. He visto la saga Purple en los ’80 a Scorpions, etc, però el gran concierto de mi vida fue el de Gary Moore el 85. Tambien lo ví el 87 junto con Shy y despues el 90 con Bruce… Pero és el 85 donde para mi rompió la pana. Quien fue al concierto del 85 lo puede decir. Dios Mio que pedazo de guitarrista y que gran concierto junto con el de Madrid.

    Hablarte del concierto del 25 de noviembre de 1985 en el Picadero Blaugrana en Barna. Aquello fue la maxima “trempera roquera”. El Palacio ha rebosar. No cabia ni un alfiler. El ambiente supercaldeado y con una temperatura que rozaba los xxxxx grados farenheit. (Decir que no pudieron entrar gente de Zaragoza que venian en autocar porque las entradas eran…. Una putada).

    Gary Moore con casaca arriba del escenario -encima de los Bafles- fue mi primera imagen y la de todos lo de allí presentes. Era como la propia portada del Lp. Y todos saltando al compas del inicio del concierto. Empezó el teclado los primeros acordes del Run for Cover y ya Gary estaba una gran altura intepretativa junto con Neil y un ritmo desbordante a la guitarra, etc… que no paró en todo el concierto. Ufff se me vienen recuerdos. Y cuando cogió la acustica para introducir Victim of the Future y el pepinazo de los petardos.

    Que concierto y que recuerdo de dias pasados con los colegas con los que fuí. Despues vino el 87 con Wild Frontiers. Un album que siguio la linia de protesta irlandesa. De Lucha como fue Gary: un luchador. Que dios acoga este gran roquero.

    • Hola TONI. Ya ni me acordaba de haber escrito este artículo. No fue uno de los que mejor acogida tuvo, y no termino de entender muy bien porque, ya que Gary Moore siempre gozó de una buena base de fans en nuestro país… en fin, así es la cosa.
      Efectivamente, este álbum debería estar en toda discografía que se precie de la saga PURPLE, porque la presencia de personajes asociados a esa era es bastante notable. Lo que no entiendo es de donde sacó el dinero para pagar a gente como Ian Paice porque por aquel entonces, Gary Moore no era lo que fue al final de la década. Más bien comenzaba a tener una fama sólida, pero hasta entonces había dado bastantes tumbos el hombre… supongo que Virgin vio el potencial del momento y decidió arriesgar. Tampoco es que le hicera falta poner un nombre de relumbrón como aquel en todo caso, me parece estupendo que fuese así porque eso nos permitió disfrutar de otro trabajo del maestro de las baquetas.
      No hablaré mucho sobre ‘Run for Cover’ porque es uno de los proyectos que tengo para hacer, pero sí diré que comparto tu idea. De haber hecho una alianza estable con Glen Huges ( incluso podría haberla hecho antes de aquel disco).
      No he revisado en ningún momento su trayectoria con COLOSEUM, lo cual es casi un pecado ahora que podemos descargar cualquier cosa, debería encontrar un rato para dedicarme a ese grupo porque tiene que ser algo magistral, habida cuenta del personal con que contaba. Lo que no me gustó nada fue el giro que dio hacia el blues. Le perdí la pista por completo y mi desinterés por él se mantuvo hasta el día de su muerte, que la verdad, me apenó bastante.
      Su presencia en España ha sido memorable, pero para quienes no estábamos presentes en los conciertos, creo que el más recordado es el del 88 en Madrid, que roza lo histórico. La gira que tú menciones del 85, es precisamente la de ‘Run for cover’ si no me equivoco. Lo de dejar gente fuera de un concierto es algo que creo que jamás se volverá a repetir. ¡Como ha cambiado el panorama! Enf in, me alegro mucho de que disfrutases en aquel show, como parece que ocurrió. Lo dicho, igual el día menos pensado tenemos el recuerdo del irlandés por estos lares…

  8. Parece que con el colega Toni hemos ido a los mismos conciertos, Gary Moore en el 85 y 87, Purple en el Narcis Sala, Whitesnake y Meatloaf en la Monumental !!! Supongo que debemos ser de la mis ma quinta. El concierto del 85 de Gary Moore fue, como bien dices, impresionante de cabo a rabo. Presentaba “Run for cover” pero no estaba Hughes, pero sí Bob Daisley, Neil Carter i Gary Ferguson. Sonó de miedo, alternando temas de esa sagrada trilogia “Corridors…”, “Victims…” y “Run for cover” más alguna concesión a su “Back on the streets”, acabando con “Parisienne walkways”. En ese momento ningún grupo que estuviera relacionado con el mundo del heavy o el hard rock podia acabar un concierto con un tema lento… menos él !!! Y volvió a hacerlo en el 87 con “The loner” !!!!

    • Oncle Glenn: debemos ser de la misma quinta. Año más o menos. Asi es “Parisienne walkways” el 85 y “The Loner” el 87. Ningún grupo de hard rock y heavy en ese momento acababa un concierto con un tema lento. Él lo hizo y nos dejó a todos alucinados. Como era de melódico Gary. El Sentimiento musical hecho realidad. Creo que muchos estuvimos extasiados en silencio escuchando The Loner de una manera muy intimista. Y sobretodo en ese concierto del 87 después de lo mal que se portó un pequeño sector del publico con el gupo Shy. Y lo mal que le supo a Gary ese mal comportamiento…

      Recordando el concierto de Gary Moore i Cia el 25 de noviembre del 85 en el Picadero Blaugrana 2: hoy cumple 28 años. Para mi como he comentado fue el gran concierto de la decada Metal 80. IMPRESIONANTE de cabo a rabo y de la quilla a la perilla para poder navegar en las ondas supersonicas de su gran y genuino hard-rock. Iron Maiden el 82 junto con el de Rainbow también fueron grandes conciertos, pero la intensidad que imprimió Gary con la guitarra y la voz junto con el derroche de energía eso… solo lo han tenido pocos guitarristas entre ellos Hendrix y la metralladora Alvin Lee (q.d.e.) que lo ví creo que en el 91 con Teen Years Afters… Hay grandes maestros cada uno en su estilo, Clapton, Blackmore, etc.. pero compartir la guitarra con la voz… y imprimir ese sello esta a altura de pocos.
      Gary fue un gran luchador Irlandés. Quizas fue su temperamento lo que imprimió esa formula a la voz de su guitarra. A su voz y a su guitarra.
      Miguel también comparto contigo la etapa de Gary Moore con el Blues. Tampoco la seguí. Espero con interés tu nuevo proyecto: el Run for Cover.

  9. A Toni:

    Rainbow en el 82 fue mi “bautismo de fuego” en directo, luego Whitesnake y Black Sabbath (con Gillan) en el 83, Scorpions en el 84, Purple y Gary Moore en el 85. Y tambien estuve en el de Ten Years After en el 91. A los que no he visto nunca es a los Maiden , pero si que he visto a Bruce Dickinson en solitario…. teloneando a Lynyrd Skynyrd, bajando a hostiarse con el público “redneck” de las primeras filas que le insultaba, mientras Adrian Smith (que estaba en su banda) y Roy Z (guitarrista de su banda y productor de discos de gente como Halford o Judas Priest) flipaban de lo lindo mirando el espectáculo !!!! No sé si estuviste pero realmente hizo las delicias de los que desean esa “rock and roll attittude” que yo realmente detesto (el hostiarse eh ??? no la entrega con la que siempre hace gala Dickinson, que eso sí que es de agradecer).

    • Asi es Oncle.
      Un gran inicio la decada de los ’80 en Barna. El METAL ’80. Vimos las grandes bandas de hard-rock y rock duro. La Saga Purple i incluso Gillan (ya con el Toolbox creo que el ’91 a razmatazz? i Glenn Hugues a Mephisto el 2001?)
      Me perdí el Rainbow el ’81 por pasta y no ir un colega de la escalera un poco mas mayor que yo. Del barrio hubo quien no pudo ir por la gripe y quien fue me comentó que fue genial. Eso si el hombre de negro en su salsa… como siempre con su característico carácter de genio y figura hasta… con falta de … “cariño entre…”). Y recuerdo el Dificult to Cure, que estaba de promoción en el Corte Ingles!!! de plaza Cataluña. En ese momento quería dar protagonismo a su sección de disco respecto a la nueva tienda abierta en aquel entonces por discos Castelló al carrer Tallers. (No se si te acuerdas del primer Castelló en la antigua calle Conde de Asalto la llamada hasta hoy Carrer Nou de la Rambla. La tienda hasta su último momento fué super chulona).
      Eso sí: no me perdí el Rainbow 82 , Whitesnake y Black Sabbath el 83 y Scorpions el 84 (recuerdo de este último el revuelo con el tema de las falsas entradas. Todos mis colegas ya las tenían. A mi me faltaba dinero. Tenía que comprarla en taquillas, pero allí se habían agotado. La compré en la reventa fuera taquillas. Y en el momento de entrar se dio la voz de las falsas entradas y tuve que entrar corriendo para no perderme el concierto. Antes de bajar por las escaleras de la gradas aluciné de como estaba a reventar el pabellón. A tope de gente. Bajé corriendo con uno de los colegas y que calda allí abajo. A esperar con las Girschool antes de los Scorpions. Nos pusimos en primera fila. El pabellón ha rebosar y una calda que te cagas. Los tejanos se quedaron acartonados. Creo que era el rock and roll Huricane…). Fue también un gran concierto.
      Purple y Gary Moore en el 85 los dos conciertos del año. Pero insisto Gary estuvo a la altura del Olimpo. Para mi el mejor concierto.
      El ver a Alvin Lee con Ten Years After el 91 fue increíble. Siempre tirando de la banda. Voz y guitarra. Siempre se esperó de él estar entre los grandes maestros: Hendrix y Clapton. Le faltó el reconocimiento de los criticos???
      A Maiden los ví el abril del 82 con Bruce Dickinson. Mis colegas y yo ya lo conocíamos por haber escuchado Killers. Recuerdo en casa del colega Fernando escucharlo. Antes me había explicado como era el grupo. Y ya ver primero la portada aluciné/ flipé. Y eso que antes primero habíamos escuchado un disco de Rory Gallager que tenia de su hermano mayor (creo que el Jam???). Cuando Fernando puso el Killers en el tocata me impresionaron sus guitarras (como sonaban) y el gran bajo de Harris, pero sobretodo los cambios de ritmo en las canciones y la gran precisión en cada tema. Todos los temas increíbles cantados por la voz de Paul di Ano.
      A Maiden también los vi el 83 y 84. Pero fue el ’82 en el pabellón mpal de Barna para mi (entre estos tres conciertos) el gran concierto de los Maiden en Barna. La promoción de Run to the hills en TVE y radio lo hacia prever. Y recuerdo un pabellón a tope también de gente. El guitarrista de los teloneros (eran alemanes) haciendo el pino en el escenario ante la mirada de todos. Y alguna que otra pelea entre el tumulto de gente que de golpe se hacia un corro y caña caliente. A puñetazo limpio. Mucha chupa de cuero sobre tejana: lo heavy del momento con mucha tachuela, pantalón tejano y botas negras. Flipabas con la gente. Ibas a ver un concierto y a disfrutar. No a ver hostias cerca de ti.
      El concierto de los Maiden el 83 también fue un gran concierto, pero todo el protagonismo aquí fue para MSG. Y es que el gran Michael Schencker habia sacado su trabajo en Budokan y mucha gente en Barna flipaba mucho con él (ya desde UFO). Uffff que forma de tocar y que técnica en sus dedos (y eso que Powell decía que estaba harto de sus ensayos cuando él estaba…). Desde que comenzó con Capitan Nemo y el foco de luz alumbrándolo tuvo el pabellón de la Penya de Badalona a sus pies. Nunca mejor dicho. Y como todo el mucho coreó One and One y como flipo Gary Bardem en ese momento. Es que él no se lo esperó. Y Ted Mck.. a la bateria super contundente en In tho the Arena . Y como Gary no paraba de incordiar a Michael en algún que otro solo. Al final a Michael se le rompió una cuerda de la guitarra -en Doctor Doctor- y con rapidez la quitó y continuó tocando. Aquello hizo vibrar y flipar a todo el pabellón de Badalona. MSG en todo su concierto calentó el ambiente y la verdad –en mi opinión y creo que en la de muchos que allí estuvimos- los Maiden no llegaron a revivir esa llama con su actuación aunque también fue un gran concierto de los Maiden. Y es que el 83 y 84 eran tan populares y veías la escenografía de sus escenarios. Alucinabas y aun más cuando salió el Eddy en escena. A partir del 85 no seguí tanto la pista a los Maiden. Para mi sus grandes Lps son sobretodo los 3 primeros. Tienen para mi una gran frescura. Todos los temas… y aunque Dickinson esta ya en The Number of … esta que se sale, pero ya en sus posteriores Lps (4 y el 5…) el tipo de música para mi es muy reiterativa, me da la sensación que no se identifican mucho los temas).
      No estuve en ese concierto de Dickinson. De hecho no seguí a Dickinson. Creo que por entonces tenia cierta relación con el Tarda y alguna actuación en su bareto/ restaurante montado en el Port Olimpic…. Esta claro: también detesto las malas aptitudes. Hay que disfrutar i vivir el rock. Pasartelo bien. Me extraña de Dickinson. Estaria muy, pero que muy…. en ese concierto. Eso sí es de agradecer lo gran profesional que yo creo que es.

  10. Sí que me acuerdo de discos Castelló en Nou de Rambla. De hecho, aún recuerdo los 3 discos que me compré cuando lo visité por primera vez, “Led Zeppelin II”, “Jimi Hendrix at the Isle of Wight” y el “Future shock” de Gillan.

    El concierto de Glenn Hughes en Mephisto fue en mayo del 2001. Recuerdo el mes y el año por que yo tenia que ser padre en pocos dias, y, evidentemente, no pude acudir, cosa que remedié al cabo de dos años asistiendo a un memorable concierto en Bikini presentando “Songs in the key of rock” que acabó con Jeff Scott Soto encima del escenario tocando “Burn”, brutal !!!!

    En cuanto al concierto que dices MSG/Iron Maiden en el 83 siempre he oido que, si bien Maiden estaban en uno de sus mejores momentos, mr. Schenker triunfó de lo lindo pues también estaba “on fire” , y, de hecho, la maestría y finura de don Michael no la tenían ni Dave Murray ni Adrian Smith, por muy buenos guitarristas que sean.

    No sé si sabes que Ted Mc Kenna estuvo en octubre a 50 kms de Barcelona, en el Calella Rockfest (que sale por estas páginas magnificamente reseñado por Miguel) como integrante de los Band of Friends junto a Gerry Mc Avoy. Un tipo sencillo y muy entrañable. Tengo mi cd del “Assault attack” y alguno más de Rory Gallagher firmados por él.

  11. Aquel Discos Castelló era una gran tienda musical. Queda aun el de la C/ Tallers y allí junto a otras grandes tiendas de discos.
    Te perdiste un buen concierto de Glenn en Mephisto, pero el mejor concierto es el de ser padre. Comentarte que después Glenn salió a la calle a firmar autografos. Alli lo ví sentado en una mesa –a primeras hora de la madrugada- firmando autografos. Si lo llego a saber hubiera traído mis revistas de P1/ Posters/ vinilos i cds de Glenn. Seguro que hubiera visto su cara de alucine a la hora de verlos y firmarlos. Una lastima. Era la 1ª vez que venia a Bcn y fue humildad ver a una estrella del hard-rock allí sentado en una improvisada mesa para hablar un momento con sus fans y firmar autografos.
    Tambien estuve en su concierto en la Sala Bikini. Aqui el concierto fue brutal por su propia voz. Allí estuve con gente de la Asocc de Deep Purple en Barna, que despues se quedaron para el backstage. Yo me fui antes. Creo que al dia siguiente tenia que ir a trabajar. Recuerdo que quise coger el ultimo autobus en la Diagonal y se me escapó. Tuve que caminar un rato para coger el metro y llegar a casa. En cuanto al concierto para mi estuvo mucho mejor que el de Mephisto. Y Glenn “The Voice of Rock” se salió con la voz en Mistreated. Él solo delante de todos se marcó un solo de voz que hizo alucinar a todos. Fue genial.

    Para mi “Songs in the key of rock” junto con “The Return of the Crystal Karma” son dos de sus grandes discos (de gran funky-rock). Marcan una nueva etapa musical de Glenn (musical y de nuevos componentes del grupo). Hay que decir que los Lps anteriores que sacó en estudio para su directo en Japon (Burning Japan) tambien son grandes Lps.

    Asi es: para mi Michael Schenker triunfo en Badalona dentro del gran momento de los Maiden. Pero es que Schencker traia debajo del brazo un par de Lps en estudio y un directo genial. Y su forma de tocar es como bien dices de una gran maestria y finura. Los Maiden despues vinieron el 84 con Accept. Udo no fue tan triunfal ni tan rapido que un tiburon. Y aquí el protagonismo -como cabeza de cartel- fue para los Maiden.

    Sabia lo de Ted Mc Kenna. Lastima no haber estado en Calella. Un buen recuerdo de su sencillez (con su firma en el “Assault attack” y los de Rory Gallagher).

    • Bueno Toni, pues ya sabes, en octubre 2014 te espero en el Calella Rockfest II, jeje !!!!

      Y con respecto al concierto de Hughes en Bikini no puedo estar más de acuerdo contigo: Ese “Mistreated” ha sido uno de los “highlights” de mi vida en cuanto a conciertos se refiere, y eso que un año antes ya había alucinado con él en el concierto de Hughes-Turner Project !!!
      Despues tambien nos hicimos fotos con él, y con Jeff Scott Soto, que tambien es muy simpatico (o era por que dicen que se le han subido los humos actualmente)

      Y en cuanto al “Burning Japan live” , decir tambien que el set list es inmejorable, con temas de Hughes & Thrall, del proyecto Phenomena, de los Purple, de “From now on”, (un muy buen disco por cierto) con la sección ritmica de Europe y con dos guitarristas muy competentes y muy classic rock.

  12. Quien sabe Oncle. Quizas en octubre del ’14 nos veamos en Calella…

    Tambien vi a HTP (creo que fue también en Mephisto). Fue revivir en cierto sentido a Rainbow y Purple. Y ver a estos dos grandes vocales juntos…UHF estuvo muy bien.
    “Burning Japan live” para mi es el gran Lp de Hugues en directo. Arranca pasiones. Escuchar esos temas de Hughes & Thrall, de Phenomena, Purple, y sobretodo de su Lp en estudio “From now on”(para mi es el mejor de esa etapa que inicio GH por la propia composición de cadauno de los temas consolidado por el sonido nordico de guitarristas y de Europe). Para mi este Lp marca un antes y un después de Glenn. El directo y el From son sus clasicos Lp. A partir de aqui veo una segunda etapa musical (o tercera si añadimos sus iniciales discos con versiones de clasicos y de blues). Asi La segunda etapa vendria muy marcada por los grandes Lps The Return… y Song in the Key… discos los dos muy compactos en la composición de todos los temas. Son muy buenos y Glenn aqui ya esta consolidado con The Voice of Rock. alla por donde va con multitud de conciertos y giras.
    A partir de aquí el liston lo puso muy alto y los siguientes Lps han intentado seguir esa onda estelar de funky-rock, que creo en mi opinión no ha llegado a superar por sus anteriores Lps.

    • Creo que HTP vinieron 2 veces, la primera en Razmatazz 2 y la segunda creo que fue en Bikini, o Mephisto, no lo sé, sólo fui al primero. Y ver a esos 2 monstruos juntos fue como un sueño hecho realidad tocando tanto temas de Purple como de Rainbow y los del primer disco de HTP , un discazo como la copa de un pino.

      Estoy de acuerdo con lo que dices, Hughes ultimamente no ha estado muy inspirado. Sus ultimos discos en solitario no son nada del otro mundo (el último disco casi redondo para mi fue “Songs in the key of rock”, aunque tambien lo vi en la gira de “Soul mover”) y los Black Country Communion, al contrario de lo que podria parecer, me decepcionaron un poco, más que nada por que la suma de todos esos grandes músicos no tuvo resultados espectaculares, en mi modesta opinión.

      Parece ser que hubo un intento de reunificación del Mark III cuando Jon Lord aún vivía, pero mr. Ritchie no estaba por la labor. Ver juntos a esa formación de lujo con algun teclista invitado ilustre como Derek Sherinian, John Sinclair o David Rosenthal, creo que sería brutal, pero no creo que nos den esa satisfacción, de momento.

    • Hola TONI. Buneo, yo ya no cuento con ello, y sinceramente no es algo qeu me quite el sueño. Prefiero tener su recuerdo legendario que verlo ahora aparecer en malas condiciones ( me refiero a la inevitable decadncia de la edad). Si David Coverdale o Ian Gillan hubieran hecho lo mismo, tendríamos un recuerdo vivo, dinámico y digno. Sin embargo no es así, y casi siempre (al menos yo) que pineso en ellos en la actualidad, la palabra ‘patético’ aparece en ese recuerdo. Quizá Blackmore sea consciente de ello y pase de arrastrar su leyenda por el barro. Ah! Felices fiestas claro que sí, y un muy próspero año nuevo…. o como poco que quedemos como estamos.

  13. Debo ser honesto y admitir que me da mucha envidia leer acerca de todas esas personas que suelen comentar los conciertos de Gary Moore a los que “asistieron” (jajajajaja). Mi edad y mi hogar (es decir, el tiempo y la distancia) lamentablemente me alejaron bastante de muchas bandas que ya no podré ver jamás. Pero bueno, con el Corridors conocí a Moore y desde que escuché el Don’t take me for a loser entré de lleno al Hard Rock.

    Lo de Sloman es signo vital de humildad, profesionalismo y manejo de ego.

    A propósito Víctor, ¿qué opinas del Wishing Well que hizo Axel Rudi Pell?
    En mi caso primero escuché ese, luego el de Gary y finalmente Free ¿Te imaginas todo lo que pasó por mi pobre mente?

    Saludos desde Chile.

    • Hola Sebas. Créeme si te digo que tu envidia fue “mal de muchos” como decimos por aquí: aun peor, en el caso de aquellos que vivíamos alejados de Madrid, Barcelona o San Sebastian y que por falta de dinero o de permiso paterno (o ambos) veíamos a nuestros amigos próximos ir a esos conciertos (había viajes organizados que llenaban autocares enteros desde las provincias periféricas) y nosotros nos quedábamos en casita.
      Esa es en parte la razón que me llevó a construir este rincón, desde el que poder filosofar, “estudiar” y diseccionar los discos y las revistas de la ápoca. Paso a Víctor tu pregunta… Un abrazo!!

    • Por alusiones. Yo he seguido esa dirección pero en sentido contrario. La primera versión que escuché fue la de Free, después Gary Moore y ahora la de Axe Rudi Pell y porque me has invitado a hacerlo. Confieso que nunca he seguido a ARP, creo que necesito cuatro vidas para poder escuchar todo lo que tengo en recámara, en cola de espera. Además, clásicos como Deep Purple siguen haciendo música, lo último parece que es lo mejor que han parido desde “Perfect Strangers”, Rainbow sacarán nuevo disco, … Creo que voy a tener que atracar un banco, o mejor aún, una tienda de discos si aún queda alguna abierta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s